El papa renuncia a presidir el Vía Crucis a última hora para “cuidar su salud”

Cultura

El papa Francisco ha renunciado a presidir el tradicional Vía Crucis del Viernes Santo en el Coliseo de Roma para cuidar su salud ante el resto de ritos de la Semana Santa, confirmó este viernes la Santa Sede en un comunicado.

“Para conservar la salud ante la Vigilia de mañana y la Santa Misa del Domingo de Resurrección, esta tarde el papa Francisco seguirá el Vía Crucis del Coliseo desde la Casa Santa Marta“, indicó el Vaticano en un breve comunicado minutos antes del inicio del rito.

Francisco, de 87 años, ha sufrido algunos problemas respiratorios en los últimos tiempos pero este jueves presidió, aparentemente sin problemas, la misa del Jueves Santo en una cárcel de mujeres de Roma y este viernes la ceremonia de la Pasión en la basílica de San Pedro.

Fuente: 20 minutos