Japón: los juegos olímpicos deben favorecer los derechos humanos

Japón: los juegos olímpicos deben favorecer los derechos humanos

Click to expand Image

Supporters of Equality Act Japan gather in front of parliament before they submit a petition in Tokyo on March 25, 2021. 
© Kyodo News via AP

(Tokio) – Como anfitrión de los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Tokio 2020, Japón debería abordar los graves problemas de derechos en el país, señaló hoy Human Rights Watch en una nueva guía para periodistas que publicó hoy. Los Juegos de Verano de Tokio 2020, que comienzan el 23 de julio de 2021, se anuncian como una celebración de la “unidad en la diversidad” y la “transmisión de un legado para el futuro”. El gobierno japonés debería tomar medidas inmediatamente para construir un legado de respeto a los derechos humanos en Japón y el resto del mundo.

Reporters’ Guide for the 2020 Summer Olympic and Paralympic Games in Tokyo, Japan

Reporters’ Guide for the 2020 Summer Olympic and Paralympic Games in Tokyo, Japan

La “Guía del reportero para los Juegos Olímpicos y Paralímpicos de Verano de 2020 en Tokio, Japón” (la Guía del reportero), de 26 páginas, resume las preocupaciones y recomendaciones en materia de derechos que son relevantes tanto para los juegos de Tokio como para las preocupaciones más amplias en materia de derechos humanos en Japón. La guía también describe el papel del Comité Olímpico Internacional (COI) y de otras organizaciones olímpicas y su importancia para promover los derechos humanos en los Juegos Olímpicos de Tokio.

“Los periodistas y los medios de comunicación deben mirar más allá de los esperados eventos deportivos olímpicos e informar sobre lo que Japón y el movimiento olímpico mundial están haciendo tanto para cumplir con las promesas de abordar los derechos humanos de los atletas como para abordar las preocupaciones más amplias sobre los derechos en el país anfitrión”, dijo Kanae Doi, directora de Japón de Human Rights Watch. “La Guía del reportero muestra las formas en que los periodistas pueden escribir historias que pongan de manifiesto las preocupaciones sobre los derechos humanos en el Japón actual, en vísperas de su inauguración de los Juegos Olímpicos para el mundo”.

Aunque Japón es una democracia consolidada, con un compromiso demostrado con el Estado de derecho y una sociedad civil activa e independiente, el país también adolece una serie de graves problemas de derechos que abordar, como el abuso de los niños en el deporte; las restricciones a los derechos de las lesbianas, los gays, los bisexuales y los transexuales (LGBT); las violaciones de los derechos de las mujeres; y la protección totalmente inadecuada de los solicitantes de asilo y los refugiados.

La Carta Olímpica prohíbe expresamente la “discriminación de ningún tipo”, como uno de los “principios fundamentales del Olimpismo”. Sin embargo, Japón no ha aprobado recientemente una ley nacional para ampliar la protección legal de las personas LGBT, a pesar de la fuerte presión mundial y el amplio apoyo nacional para que se apruebe dicha ley antes de la inauguración de los Juegos de Tokio 2020. Los grupos LGBT japoneses llevan mucho tiempo instando a los partidos políticos y a los representantes electos a que aprueben una legislación que proteja los derechos de la comunidad LGBT, y en enero de 2021, 116 grupos japoneses e internacionales enviaron una carta colectiva en la que reiteraban estas demandas al primer ministro Yoshihide Suga.

El deporte japonés tiene un historial de castigos físicos contra los niños, conocidos en japonés como taibatsu. En una encuesta que Human Rights Watch realizó en 2020, en la que participaron 381 deportistas menores de edad actuales y antiguos, de 24 años o menos, el 46% informó de experiencias directas de abuso físico mientras participaban en algún deporte. Esto llevó al presidente del COI, Thomas Bach, a organizar una reunión telefónica con el presidente del Comité Olímpico Japonés (JOC), Yasuhiro Yamashita, para emprender medidas que erradiquen el acoso y los abusos de derechos en el deporte japonés.

En diciembre de 2020, el Comité Olímpico Internacional publicó su informe de expertos “Recomendaciones para una estrategia de derechos humanos del COI”, una importante hoja de ruta para adoptar los derechos humanos en todas sus operaciones. El COI debería implementar inmediatamente esta estrategia y aplicar sus recomendaciones en todo el Movimiento Olímpico, señaló Human Rights Watch.

“La gente de todo el mundo reconoce que los Juegos Olímpicos son algo más que una competición deportiva, pero este evento también debería servir como un momento crucial para la imagen internacional del país anfitrión”, dijo Doi. “El gobierno japonés debe tomar medidas ahora para demostrar al mundo que se toma en serio el objetivo de ser un líder mundial en derechos humanos, abordando estos problemas bien documentados en el país”.

A %d blogueros les gusta esto: